Bienvenidos a mi blog. He creado este por que tengo un montón de historias en mi mente que me gustara compartir. Miles de mundos y personajes siempre me acompañan, decidí, que era hora de hacer que fueran conocidos. Quiero, que sean capaces de expresar y soñar junto a mi. Espero, que les guste mi casa y tendrán una voz aquí. Mi cariño y amistad también.

viernes, 27 de mayo de 2016

Ilumina mi corazón (Capítulo 26 segunda parte)

Hola ¿cómo les va?  En  este  capítulo  conoceran  a  Agatha la mejor  amiga  de  Sinclair  Además leerán  lo que  ocurrirá  con  Amelia,  Sebastián  y  Zahra. Espero que  les  guste.
Capítulo 26
5 minutos  antes del ataque  de  Úvatar.  Londres

Agatha  estaba  con los ojos  vidriosos  y un nudo en la garganta   mientras  marcaba  el número  del celular    de su amiga  Nessa. Lo que  iba a  proponer  a una  de  sus mejores  amigas podía llevarlas  a la  cárcel a ambas.    Miró la pantalla  de su celular  sus manos temblaban mientras marcaba  el  número.
Se  repetía  que no había otra salida.  Lo MacGregor    eran su  familia y sus dos mejores  amigos   estaban a punto de morir.  Sin  contar  que  si  las  sombras   dominaban al mundo no  importaban las consecuencias;  ya no quedaría nada.
Por  la amistad,  la libertad   y la  familia   valía la pena     sacrificar   la vida.  Nessa  se tardo en contestar.  Su voz  le pareció algo  triste  a  Agatha  aunque  en ese momento  no  interesaba cómo se sintieran las  dos.
Tratando de acallar  su propia angustia y  deseos  de llorar dijo—. Hola, Nessa, Úvatar  va a atacar   a  las  6 de la tarde  hora de Ecuador.
Nessa  que estaba  en el jardín regando las plantas  soltó  la manguera  y miró  su reloj.  Con  desesperanza  se dio cuenta de que hace  más  de  5  minutos  que  pasaban  de  las  6  de  la  tarde.  Ninguna  de las  dos  mujeres perdió  el tiempo    en lamentos.  Entre las  dos planearon que  Nessa   hiciera     un portal que los traslade  a  Amelia  y a los  demás al  castillo  de  Luke  . Agatha  informaría  a  sus amigos para que  fueran  a casa  de la  elfa.  Mientras tanto ella  debía    entrar   a  escondidas   al consejo   mágico y sobrenatural  para  devolver  a  Nessa,  Heli   y  Luke  sus  poderes. Lo que podía costarle el cargo y la libertad.
En lugar de entrar  por la puerta  principal a la  sede   del consejo  que  se encontraba      a  lado  oeste  de  High  Park  en  un  edificio   nuevo  e imponente.  Fue  por  uno de  los pasadizos,  agradeció mentalmente  a  Broom,   un recolector  de  almas que    en otra vida  fue  un ladrón.  Él le dio los planos  y le indicó las maneras  de  desactivar las alarmas.   Desde  que  Úvatar    volvió a  la  vida  Agatha   supo que era  cuestión de tiempo para    que  se necesite que  Nessa,  Luke, hasta   Amelia, Ana    u  otros  de sus amigos  requieran de  todos sus poderes intactos.  Así que planeo  con tiempo lo que estaba a  punto  de hacer.
Un poco   nerviosa  entró  y  desactivó las  alarmas humanas   gracias  a los  códigos que  Broom le dio sin ningún problema.   Esperaba algo más, pero no fue  así.  Entró  en  pequeño  cuarto  que  parecía  un archivo  viejo.  Furiosa  por la  forma  como el  consejo mágico  trató  a sus  amigos. Abrió  los expedientes y  se dio cuenta de que  no  solo     a  Nessa  y  a  Luke  les  habían quitado sus poderes.  También a    Khalid, el amigo de  Zahra  algo confundida por  ello  se  quedó  unos   minutos  mirando    el archivo.   Luego   al   igual  que   a Luke  ,  Nessa,  Heli le devolvió  sus poderes élficos. A Amelia  y Ana  les  devolvió  sus poderes como hechiceras. Salió   sin que nadie   del  edificio sé de cuenta.    Fue  a  su casa  para   hacer  una pequeña  maleta  y luego tomar  una avioneta  a  la  isla  Skipe ya que  no podía usar portales. Abrió  la  puerta  de   su  departamento  y alguien    por  detrás la atacó brutalmente.  Agatha  intentó   soltarse  de su agarre  si  lograrlo.

— Deje  de  luchar perra.
Agatha  reconoció la  voz  del  infame  Billy el sangriento.
—El  señor  Mecader  desea  verla.
Agatha  pensó  que  le  habían descubierto.
— No quiero  hablar  con su amo.  Es  un  burro maloliente.
Billy  apretó  la garganta   de   Agatha.
—  Me  duele  que  digas  eso  de  mí    —. Adolfo   sonrió   de  forma  cínica,  sus ojos  negros    disfrutaban  con deleite    la manera   que  Agatha luchaba  por    respirar.
— Suéltala  Billy.  No deseo que muera.
Agatha  cayó  al piso  ,  su piel estaba  de  color  morado  y  sus  ojos  vidriosos. Adolfo  se acercó  hacia  ella y le ayudó   a levantarse.
—Siempre  pensé  que eras  una mujer  hermosa.  Lastima  que eres  puta  de   lobos y  vampiros — Vociferó mientras   su  mano    acariciaba el  cuello  de  la  mujer.
Agatha  como  respuesta  lo escupió  en el rostro.
— Puta ,  es  hora que  te  baje  los  humos.   Cuando  termine  contigo  vas a suplicar  mis  caricias.


Adolfo  soltó  una cachetada  a  Agatha que   casi  hace  que  se vuelva  a  caer  sobre su alfombra.
—¿Qué deseas  Adolfo?  No  creo  que  te  hayas dado  tantos  problemas   solo para   venir a acostarte  conmigo.
—Tienes  razón.  Deseo que  dejes  de  sembrar  el pánico. Úvatar   ya  fue  vencido. Las  manchas solares  han hecho   fallen los poderes  de  los  hechiceros.  Deseo  que  te  disculpes públicamente  y  que renuncies a  tu  cargo.
Agatha  se  rio  de  forma  histérica.
—Eres  un   imbécil.   En estos momentos  Úvatar  está lanzando un ataque  global  con  sombras     en todos los mundos.
—Estas  loca.  
Agatha    miró con horror   hacia la ventana   en lugar  de  ver  una noche   estrellada  el cielo  estaba   rojo como  si hubiera  una  gran  explosión  que  iluminaba  todos los rincones  de  Londres. Un olor   azufre y pólvora impregnaban  el ambiente.
—  Enciende la luz  y mira  la ventana. Las sombras  han  llegado.

Adolfo   hizo de mala  gana   le  pidió. Dio  un  alarido de  terror   y  salió  huyendo sin importarle  su  cargo  o cualquier otra persona.  Billy  su perro corrió  detrás  de su amo.  Mientras  Agatha   se   preguntó ¿si  habría un    mañana?


Todos  los senderos  daban  igual  hasta el piso  se   oscurecía  si no  fuera  por  el  arma      de la mujer  morena que los había  rescatado.  Corrieron por un sendero que  daba a la quebrada   de cualquier  forma estaban atrapados  con esa extraña mujer  en la  que  Sebastián  no confiaba en  absoluto.
 — Parece que este lugar    es  seguro, por el momento.
— No por  mucho  tiempo —  Zahra  resopló  cansada  le dolía  todo el cuerpo y  no hacían más  que  correr sin sentido.  Su  arma  aunque estaba  cargada  pronto     dejaría de estarlo a  ese paso.
Tenían que ir  a un lugar  seguro  su  piedra  de contacto no funcionaba y  su  celular  lo tomó  Luke. Además, el único número que  recordaba era  el de  Vanora.  Se  estremeció llamándola  para pedir  ayuda. Odiaba  a  la princesa   de plástico.
— Te cuidado —  gritó  Sebastián  haciendo que  deje    de   meditar  en qué hacer para  huir  de  Úvatar  y las sombras.
Zahra  sintió  que    como  el suelo  se  abría a sus pies.  Si no hubiera   sido por  Amelia  hubiera  caído al vacío.
—Gracias.

—  De nada,  tú nos  salvaste  antes.  ¿ quién eres  y  esas   cosas  negras    sabes que son?
Zarha     tuvo suerte  de  no haber  caído en el precipicio  congeló la tierra   que estaba  a sus pies  sabiendo  que duraría poco.
—  Mi nombre es  Zahra   y   mi misión es protegerlos.
Sebastián  gruñó  mientras  jalaba a  Amelia  no confiaba  en Zahra.
—  No has  hecho una gran labor. Será mejor  separarnos.
Amelia apretó los  labios  y  recordó  lo  que  su madre y  abuela  le advirtieron. Zahra  hizo una mueca antes de decir —. Los seguiré  a donde  vayan, no duraremos mucho separados.
—Ella  tiene  razón, Sebastián  y aunque  te  parezca  una  locura  mi madre  me  contó  sobre  ella  y me pidió que confiara  en  esa mujer.
—¿En serio? — Pregunto Zahra con  su  rostro  resplandeciente  a pesar  de las circunstancias.
Amelia  asintió.  Sebastián  resignado   dio su mano  a  Zahra.
—  Soy  Sebastián  aunque   si  nos proteges  debes  saberlo y aunque  no  es  el mejor momento . Un  gusto en conocerte.
Zahra  apretó su mano y   la de  Amelia.    Luego  congeló los  alrededores.
—  Las  cosas  que nos  persiguen  son sombras   demoníacas o eso  creo.   La única forma de  frenarlas    es   congelándolas  o  quemándolas.


Amelia se estremeció   mientras  seguían huyendo.
—  Trabajan  para  la  calavera  de  ojos  rojos.
—  Son parte  de él  y su nombre es  Úvatar .
Amelia se quedó parada   y  preguntó    algo que ya  sabía;  pero  necesitaba  confirmarlo.
—¿Qué  desea  Úvatar?
Zahra  continuó   congelado los  alrededores   y  el suelo para caminar  seguros  . No  quiso mirar  a Amelia mientras  respondía.
—  Tu alma.
Amelia  se estremeció  y  casi  grito.  Sebastián  tomó  su mano   y  la  apretó.
—  No dejaré  que  te pase nada malo.  Daría mi  vida por protegerte.
Amelia  abrazó a  Sebastián  temiendo  que  los  dos   mueran  antes   de  terminar  el día.
Ninguno de  ellos   sabía que un auto rojo se  aproximaba    a  salvarlos   si antes  no era alcanzado   por   Úvatar   que los perseguía  sin descanso.



Sinclair había  esquivado todo lo que  pudo  las  sombras.  Le dolía  la  cabeza   por los  constantes ladridos  de Niebla. Iba  a ir  por  un  camino   que estaba  desierto  y  a lo lejos  se  encontraba    una  luz  roja. Era  el mejor  camino para  rescatar  a  Luke  y posteriormente  al resto.   Sin embargo,  algo   andaba  mal  Niebla se puso  a  gruñir  y  a ladrar  como loco. Sinclair  sintió un escalofrío en la  base  del cuello.  Era  demasiado  fácil ir  por ese  lugar.
—Khalid   vamos  por  este  camino  hacia  la luz  roja.
Su amigo parecía  dormido lo llamó dos  veces. pero  el  recolector  no le hizo  caso. Mientras  avanzaba   su  instinto  le  avisaba  de que había peligro.  Cuando  estuvo  casi   cerca  de la luz  roja .  Se acordó   de la película  de  poltergeist
— Mary Anne  alejate  de la luz  — repitió en voz  baja.
En lugar  de  avanzar giro  y se distanció  de la luz   Niebla  dejó  de ladrar.  Suspiró preocupado por  demorar  el rescaste  de  Luke .  En  voz  baja  dijo —resiste  amigo .  Pronto estaré contigo.
Esperando que sus  amigos   pudieran resistir para   ser  salvados.
— Khalid  vamos por otro camino  su  amigo  no le contesto.
Sinclair  gruñó   y  avanzó  a  lo lejos miró  a  Luke.
Sin saber que  si bien evadió una trampa   había  otras esperándolo.


Espero que les  haya gustado este  fragmento.Les  deseo un genial  fin de semana y  se me cuidan mucho.





11 comentarios:

Mela dijo...

Hola, JP... Creo que Agatha ha sido muy valiente y que ha ayudado mucho a sus amigos al devolverles los poderes
Adolfo, y Billy(el sangriento), han huido en cuanto han visto las sombras... mejor para Agatha
Espero que consigan quemar y congelar todas esas sombras demoníacas... Zahra lo está haciendo muy bien
Sebastián desconfiaba de ella... menos mal que Amelia ha recordado lo que le decía su madre
Y Niebla ha ayudado muchísimo a Sinclair... gracias a sus gruñidos, Sinclair ha desconfiado de la luz roja
Un capítulo emocionante e interesante... y estoy deseando que nuestros amigos venzan a Úvatar y compañía
Feliz finde
Besos

Fantasía Y Realidad dijo...

Hola Citu,hoy vengo a desearte un feliz fin de semana:).
Muchos besos y cuidate mucho niña,tqm

JUAN FUENTES dijo...

Amiga escritora, a veces tu romantisismo se reflejan en los personajes de tus novelas
Saludos

Laura dijo...

Me encanta saber mas sobre otros personajes, y conocerlos mas, ojala que todos se salven porque las cosas se están poniendo complicadas, gracias por el capitulo, saludos!!!

Violeta dijo...

Hola preciosa!
Te deseo un feliz fin de semana. Cuídate mi niña. Besotes

Mi tarde junto a un libro dijo...

Hola! He llevado una semana de locos y aun no me he podido poner al día con el capítulo de la semana pasada. A ver si esta que estoy más tranquila me leo los dos, que me quedé con muchas ganas de seguir.
Besos!!

Ghaaby Captor dijo...

holaaa!!

aun no lo he leido XD lo voy a guardar en mi telefono! :)

Ariel El vikingo dark dijo...

Hola Citu, buenas tardes,
eres puta de lobos y vampiros... genial!
te juro que leo y leo a ver que otra de éstas cosas se te ocurren,
muy buen fragmento,
la semana que viene lo seguimos.

Te deseo un excelente fin de semana
cuidate mucho
un beso

Sunako Chan dijo...

Hola Citu! Que tal tu finde? Espero que todo bien. Un buen capítulo, pobre Amelia y Sebastian menos mal que Zahra siempre está con ellos. Me encantó la aparición de Sinclair espero que consiga salvarlos, no obstante ahora ando intrigada por Luke. Bueno, toca esperar. Que tengas buena semana. Un besote!

Mariola dijo...

Hola mi linda, como siempre un capítulo lleno de emociones. Muy bien por el valor de Agatha y menudo cobarde ese Adolfo.
Me alegra que por ahora Amelia y Sebastian estén a salvo, a ver cuanto dura que no me fío de Uvatar ni un pelo.
Maravilloso Niebla con sus gruñidos poniendo en aviso a Sinclair.

Como ya te dije un capítulo muy completo, deseando leer la continuidad de esta historia.
Te mando muchos besos y achuchones y te me cuidas.

Yessy kan dijo...

Me ha gustado el capítulo, la emoción y las tribulaciones. Antes me despertaba confianza Zahra, no sé porque la perdí, estoy como Sebastián. Me gusta la valentía de Agatha, y Adolfo que pague por esa cachetada y los insultos que le dio.
Beso

Related Posts with Thumbnails