Bienvenidos a mi blog. He creado este por que tengo un montón de historias en mi mente que me gustara compartir. Miles de mundos y personajes siempre me acompañan, decidí, que era hora de hacer que fueran conocidos. Quiero, que sean capaces de expresar y soñar junto a mi. Espero, que les guste mi casa y tendrán una voz aquí. Mi cariño y amistad también.

viernes, 9 de septiembre de 2011

Corazones en la niebla. Capitulo 14

Bueno aquí les mando un nuevo capitulo espero que les guste y que tenga un buen fin de semana
 Capitulo 14 
 Misiones 



 Tres días después Annia terminaba de empacar la ropa necesaria para la misión que le fue encomendada, pensar en eso hizo que vuelva a dolerle la cabeza. Todo había empezado tan simple Gregory se había reunido con Rey de Dumar Saint Germaint para obtener la exxis. Este le había dado ese gran tesoro con la condición de ser informado sobre el hallazgo de las otras piedras y estar presente cuando el arma se utilice. Sin embargo, con el rey Epifanio las cosas no habían salido tan bien. Ya que se rehusó hablar con Gregory, aún estaba ofendido por el rechazo de Yusbel y su matrimonio con un ladrón. 

Era necesario obtener la piedra Brinsi como fuera, pero las seguridades del Rey Epifanio hacían casi imposible un robo sin una invitación a su palacio. Fue en eso días mientras planeaban el robo que a Yusbel se le ocurrió una idea. La cual según su hermano era una idea absurda, aunque sin hallar nada mejor para meterse en el castillo y luego de muchas discusiones fue aceptada. 

 Una comisión compuesta solo de bellas mujeres iría a tratar de llegar a un acuerdo y de volver a tener relaciones amistosas entre los dos países: Ariel, la encabezaría, Yusbel iría como carnada para que el rey Epifanio aceda a pesar de las protestas de su esposo. También iría Diana al poder sentir la piedra mejor que Ariel. Rebeca porque había creado una piedra falsa e Inara por ser ladrona y poderla robar. 

 Si el rey no accedía a un acuerdo razonable y no entregaba la piedra de Brinsi, sería robada por la propia delegación. Ariel había insistido en que fuera Annia por que la veía triste y pensaba que una aventura la ayudaría a olvidarse de sus preocupaciones. Ella accedió solo por ayudar a sus amigas. 

 A la mañana siguiente partirían a ver al rey Epifanio. Annia salio de la habitación a preguntar a su amiga si sabía algo Nicolás y los otros hombres que fueron a la misión en Anexu. Ariel estaba en el jardín y su esposo que le ponía una rosa en la oreja, mientras le besaba y le decía palabras de amor al oído. Annia los observaba escondida con mucha envidia, pensando si algún día ella Nicolás, pudieran compartir un momento así. 

Fue sorprendida por Sandcriff que al ver a sus padres hizo un gesto de repugnancia Annia le susurro al oído para no ser descubierta. 

 ― Es mejor dejarlos solos 

 ―Siempre andan haciendo eso no les dará asco. Annia se les quedo mirando y dijo. 

―Es que con la persona correcta puede ser muy placentero y hermoso.  El niño la miro como si estuviera loca y en voz baja dijo ― Guacala. 

 Ella no le hacía caso su mente, recordaba las ocasiones en que Nicolás la beso y la forma en que su piel y su cuerpo reaccionaron, para no gemir se obligó a preguntar. 

 ―¿Quieres jugar un poco antes de dormir? 

 ―No hay como ir al jardín. 

 ―¿Podemos jugar ajedrez? 

 ―Aburrido 

 ―¿Ángeles y demonios? 

 ―Bueno pero llamo a mi hermano le encanta ser demonio Annia no lo dudo y fue por un tablero, se sentó en una sala iluminada, minutos mas tarde llegaban los dos gemelos y empezaron a jugar. Por media hora hicieron a Annia olvidarse de sus problemas. Cuando Sandgrey iba ganando al eliminar a Annia y a su hermano del juego. Un soldado tocó la puerta e interrumpió la partida. 

―Señor Berck la busca señorita. 

―Dijo inclinándose Annia salio acompañada al exterior del castillo por los dos niños. Peter no podía entrar dentro de la edificación al no haber jurado lealtad a rey. Cuando lo vio le pareció extraño, ligeramente nervioso. 

 ―Annia, por fin llegas. Deja que entre al castillo. 

 ―No puedo, ¿Cómo has estado Peter? 

 ―Mal, apenas te he visto. Parece como si me evadieras. 

 ―¿Yo? 

―Annia necesito hablarte en privado. Se quejó Peter mientras miraba maliciosamente a los gemelos. Annia se separó de los niños y se fue aún lado del camino. Peter veía como los niños lo vigilaban como si fuera a lastimar a Annia. Y la verdad lo deseaba estaba lleno de deudas y Annia apenas le hacia caso. Kellen le dio un pequeño frasco que debía ser vertido en el castillo solo con eso pagaría todas su deudas presentes y futuras. Si pudiera entrar con decisión estaba a punto de derramarlo en Annia así el líquido lograría pasar al castillo. 

 ―¿Podemos hablar dentro hace un poco de frió? 

―Me temo que no ordenes de su majestad. 

 ―No, lo creo me evades desde hace tiempo 

 ―¿Qué ocurre Peter? 

 ―¿Cómo me preguntas eso? No te das cuenta. Dijo acercándola a su cuerpo 

 ―No entiendes que estoy enamorado de ti. Ya sé que me vez como un amigo, dame una oportunidad. 

― Peter estaba a punto de derramar el líquido que le dio Kellen en Annia. Cuando lo dos mocosos corrieron donde ella. Annia no sabía que decir, se alejó de su amigo y fue con los niños. 

―Perdóname, pero este no es el momento de hablar de eso y menos frente a unos niños. Regreso en una semana ahí hablaremos con calma. 

 ―Annia, no te vayas. Pero ella no le hizo caso y se fue dejando Peter frustrado y deseoso de vengarse de un nuevo desprecio de Annia Zor. Entraron al castillo y Ariel hizo cenar a los gemelos Annia se disculpó y fue a su cuarto últimamente no tenia ganas de nada se abrazó a la muñeca que Nicolás le regalara y pensó como estaría él. 

 Nicolás refunfuñaba pendiente de una cuerda hace tres días llegaron a Anexu apenas tenían provisiones y lo peor del caso era que no encontraban nada por más que revisaran y se pasaran todo el día ojeando con cuidados lo libros en una biblioteca destruida, casi sin luz y con miedo que si los tomaban muy fuerte despertarían a los gigantes. Rafael jaló la cuerda donde estaba colgado Nicolás cuando estuvo en el piso ya era de noche tenia hambre, pero solo había pan viejo y algo de queso miró a los edificios suntuosos llenos de piedras preciosas Era un desperdicio pensó , lo que más le molestaba no era el hambre o que le dolía todo el cuerpo ni siquiera que no encontraba nada, y que se peleaba continuamente con su hermano. Era estar alejado de ella, y preguntarse continuamente si Annia le extrañaría un poco .



5 comentarios:

Lilyka dijo...

Ahhh me encanta!!!! Y que mal me cae Peter!!! So Sorry Peter no hay de piña la niña está enamorada de otro!!!

MariCari♥♥♥♥♥ dijo...

¿Guacala? niña, existe esa palabra, je, je... pues ya me estás diciendo su significado, porque es preciosa!!
Bueno y menos mal que los gemelos están al acecho, uff, es que no gano para sustos, bueno pero espero que la cuerda no se rompa, je, je... Bss... intrigados...

Sakura Hikari dijo...

Jaja que bien los dos finalmente se dieron cuenta de sus sentimientos y yo quede al día otra vez :P
Me encanto q el niño dijera guacala jaja definitivamente aún es muy pequeño ^^ pero ya veremos si dice lo mismo en unos años XD
Nos vemos y q tengas buen fin de semana

La sonrisa de Hiperión dijo...

Estupendos los post que nos dejas, como siempre un placer haber vuelto de nuevo por tu espacio.

Saludos y buen domingo.

Iris Martinaya dijo...

Verás con Peter, menos mal que los niños parecen estar pendientes de todo, yo creo que ellos quizá se percataron de que Peter pretendía algo. Espero con ganas el siguiente, a ver que hacen con el rey Epifanio.

Besos, y que tengas una estupenda semana!

Related Posts with Thumbnails